Declaraciones de los gallos de la Paris-Niza: Porte, Contador y Kruijswijk

Dicen que siempre hay que ver el lado positivo. Esta es la filosofía que el australiano Richie Porte ha decidido tomar durante esta Paris-Niza, donde la suerte -y quizás las fuerzas- no le está sonriendo. Ayer perdía cualquier opción a ganar esta vuelta por etapas francesa al ceder 14 minutos con respecto al ganador de la etapa, Sonny Colbrelli.

Todo comenzó a falta de 150 kilómetros. El australiano se encontraba en el grupo delantero, pero por diversas cuestiones -entre ellas los abanicos-, 30 kilómetros más tarde se encontró desamparado en una cabalgada donde recibiría ayuda de su equipo. Así lo explicaba:

Estaba en el primer grupo. Ventoso y Wyss estaban conmigo y estábamos contentos: la carrera se ponía de cara. A pesar de que estuviera en buenas condiciones físicamente hablando, me descolgué del grupo delantero. Ha sido un día muy duro para todos.

A pesar de la dureza de la etapa y de haber perdido cualquier posibilidad de ganar esta carrera, Richie Porte, afirma sacar una conclusión positiva y motivadora:

Al final estoy seguro que podemos aprender más de esto que si hubiera ganado. Nadie olvidará lo ocurrido, pero nadie está más decepcionado que yo. Creo que podré recompensar a mis compañeros en la crono o en la montaña.

Por su parte, Alberto Contador no perdió tiempo, como ya ocurriese en la primera jornada. Ha aprendido la lección. Esta es la conclusión que podemos sacar del español, quien no ha perdido el tren y lograba llegar en el día de ayer en el grupo delantero de la carrera.

Aún así, Alberto se vio protagonizando una imagen que dejo en evidencia su flojera en el llano: a 120 kms para meta, el pinteño se veía obligado a descolgarse del grupo cabecero y bajarse a un segundo grupo en medio de los abanicos. Afortunadamente para él, este segundo grupo llegaría a contactar con la cabeza de carrera tras una larga y díficil persecución:

Iba bien colocado, pero luego me quedé en un grupo trasero. El equipo estuvo muy bien y pudimos alcanzar a los del grupo de delante. Hemos salvado el día, pero ha sido una pena que no hayamos podido ganar con Degenkolb.

Así pues, se alegraba personalmente de haber solventado la situación, pero se entristecía de que John no se hubiera llevado el gato al agua. Fue una etapa dura desde el inicio, y así lo cuenta Alberto Contador, aún favorito a llevarse la ronda gala tras un mal arranque.

Ha sido un día aún peor que el primero, realmente infernal desde el primer momento, con frío, lluvia y aire- A los 10 kilómetros ya se habían formado mil grupos, con nervios increíbles.

Así pues, con la montaña aún por delante, y muchas etapas por disputarse, Contador es actualmente el decimonoveno en la general a 1`18″ del líder -Demare-. Tras la descalificación de Bardet y la gran perdida de tiempo de Porte, para Contador la carrera se le pone más que de cara. Así definía la situación una vez cruzada la meta.

La carrera sigue abierta. Las diferencias del primer día son grandes, pero queda mucho aun y pueden pasar mil cosas. Hay que recuperar y esperar a que llegue mi terreno.

Por último, cabe destacar también las declaraciones de un desafortunado Steven Kruijswijk. Tras caerse siendo líder del Giro d’Italia hace casi un año, la suerte no termina de sonreirle. Esta vez, en medio de los abanicos, sufrió una caída que hizo que llegará a meta con 2’45” de desventaja respecto al primer grupo de favoritos.

Me caí y regresé con mucha dificultad al pelotón. Fue entonces cuando empecé a sentirme que iba vacío. Cuando Katusha-Alpecin aceleró, tuve que dejarlos ir. No fue un día fácil pero debemos ser autocríticos y reconocer que no estuvimos a la altura.

Diego Vos Trespalacios

@diegovos_ en twitter. Apasionado de este deporte, el ciclismo. Con grandes ilusiones y un camino por recorrer. Luchando por hacer grande este proyecto tan bonito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.