Katarzyna Niewiadoma confía en pelear por las victorias en las Clásicas de las Ardenas

La polaca Katarzyna Niewiadoma (Canyon-SRAM) salió muy decepcionada de la Ronde Van Vlanderen donde aunque estuvo en todo momento en los cortes decisivos no pudo responder al ataque de a la postre ganadora Anna van der Breggen; y en el sprint quedó la penúltima del grupo -última, si contamos con que Megan Guarnier no tuvo opciones al lanzar el sprint en favor de sus compañeras de equipo-.

A pesar de ello declara que sigue en forma para disputar las Clásicas de las Ardenas:

Estoy contenta con mi estado de forma. Creo que todos mis preparativos están yendo por el camino correcto. Siento que me estoy volviendo más fuerte y las Ardenas definitivamente son mis carreras favoritas, así que me siento más cómoda estando allí. Cada carrera es una lección para nosotras, así que tendré en cuenta lo que sucedió en Flandes.

Niewiadoma ha ido progresando en los últimos años, pero fue en la semana de las Ardenas en 2017 cuando se confirmó terminando en tercer lugar en las tres carreras de las Ardenas. Esta temporada, con el respaldo de su nueva escuadra Canyon-SRAM, ha dado un paso adelante. Consiguió su tercer puesto consecutivo en Strade Bianche, detrás de la ganadora de Flandes Anna van der Breggen, antes de ganar en el Trofeo Alfredo Binda.

Espero que todo salga bien y que no tenga ninguna enfermedad pequeña, o lo que sea. Me siento cómoda y tenemos un equipo fuerte, así que me da más confianza que antes. Nos divertimos cuando corremos juntas y cuando te diviertes eres feliz.

Sin embargo, el Tour de Flandes (Ronde van Vlaanderen) dejó a Niewiadoma con la sensación de que podría haber sacado más provecho de ello. Aunque todavía está tratando de procesar la decepción y dónde exactamente había fallado. Admitió que su respuesta tardía al ataque de Van der Breggen fue un gran factor que contribuyó a que la ciclista Boels Dolmans llegara a meta en solitario

Debería haber reaccionado de inmediato. Vi que Ellen Van Dijk había atacado y yo estaba en su rueda esperando que ella pudiera cerrar el hueco, pero ese momento de duda nos costó la oportunidad de la victoria. Sabía que tenía algunas de mis compañeras detrás de mí, así que pensé que algunos grupos se unirían y, con seguridad, trabajando juntos deberíamos poder cerrar esa hueco, especialmente porque faltaban casi 30 kilómetros para llegar a meta.

Después de su victoria en Binda el mes pasado, Niewiadoma tiene deseos por ganar carreras de un día, pero si quiere hacerlo de nuevo tendrá que derrotar a Van der Breggen, quien dominó las tres carreras el año pasado.

Ella es un desafío para nosotras, ganó Strade pero luego logramos ganarla en Binda, ella ganó en Flandes, así que con suerte podemos ganar allí.

Fuente: cyclingnews

Imagen destacada: Tim de Waele/TDWSport.com

Sprint Final, Ibai Lara (@ibai_lara@ibai_lara

Comentários no Facebook