Il Lombardia — Thibaut Pinot completa su otoño de ensueño a lo grande

Este sábado llegaba un de los puntos fuertes de la temporada con la disputa del último ‘Monumento’ del ciclismo de esta campaña. Una vez más, Il Lombardia debía ser la juez el estado de forma otoñal de los corredores. Para ello, los organizadores habían planteado un recorrido de 241 kilómetros entre Bergamo y Como, con un total de seis ascensiones categorizadas en su trazado. Después de que se rompiera la carrera desde lejos, Thibaut Pinot (Groupama-FDJ) logró el triunfo en solitario.

Como era de esperar, la primera hora de carrera sirvió para que se formara la escapada del día, que contó con ocho corredores: Davide Ballerini (Androni Giocattoli-Sidermec), Umberto Orsini (Bardiani-CSF), Alessandro Tonelli (Bardiani-CSF), Florian Sénéchal (QuickStep Floors), Franck Bonnamour (Fortuneo-Samsic), Michael Storer (Sunweb) y Marco Marcato (UAE Team Emirates). Poco a poco, su ventaja fue en aumento, hasta llegar a los 6′ antes del ecuador del recorrido.

Tras un largo tramo de tranquilidad, la subida a Madonna del Gishallo -8.5 km al 6.2%- comenzó a seleccionar la carrera. Por un lado, la escapada se quedó con apenas 1’30” de ventaja y tan solo cuatro corredores: Orsini (BRD), Tonelli (BRD), Storer (SUN) y Bonnamour (FST). A su vez, se veía el primer ataque desde el pelotón de la mano de Jack Haig (Mitchelton-Scott), aunque su aventura quedaba neutralizada antes incluso de iniciar el ascenso al Muro di Sormano -1.9 km al 15.8%-.

Tras neutralizar a la escapada gracias al gran trabajo de su equipo, Primoz Roglic (LottoNL-Jumbo) intentaba dejar atrás al resto de favoritos en las primeras rampas de esta ascensión infernal. Mientras el esloveno contaba con alrededor de 10″ de ventaja, saltaban desde detrás Vincenzo Nibali (Bahrain-Merida) y Thibaut Pinot (Groupama-FDJ). Sin grandes complicaciones, ambos lograban dejar atrás a su acompañante pocos metros antes de coronar.

Ante las dudas en cabeza de carrera, Roglic (TLJ) contactó con el dúo cabecero durante el descenso, mientras el resto de favoritos rodaban con 45″ de desventaja. Por su parte, Egan Bernal (Sky) realizaba un vertiginoso descenso para llegar hasta ellos, formando un grupo de cuatro corredores al frente de la carrera. Sin nuevos movimientos importantes en ninguno de los frentes, la carrera llegaba a Civiglio -4.2 km a 9.7%- con las mismas diferencias que antes del tramo llano de enlace a esta parte final.

Ya en las primeras rampas, Roglic (TLJ) se quedaba cortado y Bernal (SKY) comenzaba a sufrir ante el ritmo de Nibali (TBM) y Pinot (GFC). En cuanto al pelotón, Valverde (MOV) era incapaz de seguir el ritmo poco antes de un primer ataque por parte de Rigoberto Urán (EF-Drapac). A punto de coronar la mencionada subida -km 227-, Thibaut Pinot (Groupama-FDJ) se quedaba solo en cabeza de carrera, mientras que varios corredores se marchaban del grupo perseguidor.

Así las cosas, Thibaut Pinot (Groupama-FDJ) terminó el descenso con 25″ de ventaja respecto a Nibali (TBM) y alrededor 45″ respecto al desordenado grupo perseguidor de siete corredores. Justo en la cima de Monte Olimpino -1.7 km al 5.7%-, el corredor transalpino era neutralizada y se abría el abanico de candidatos al podio. Finalmente, Thibaut Pinot (Groupama-FDJ) no tuvo problemas para alzar los brazos en solitario, acompañado en el podio por un ofensivo Vincenzo Nibali (Bahrain-Merida) y Dylan Teuns (BMC), que encabezó el grupo principal perseguidor.


CLASIFICACIÓN

  1. Thibaut Pinot (GFC) 5h 53′ 22″
  2. Vincenzo Nibali (TBM) +0’32”
  3. Dylan Teuns (BMC) +0’43”
  4. Rigoberto Urán (EFD) +0’43”
  5. Tim Wellens (LTS) +0’43”

Imagen destacada: L’Equipe

Sprint Final. Eriz Fraile (@ErizFraile)

Related Post

Comentários no Facebook