Equipo Bolivia, otra estafa de equipo ciclista

Siempre es positiva la creación de nuevos equipos, pero cuando se empiezan mal las cosas, es más que probable que acaben mal, o como ha ocurrido en este caso, ni acaben. Esta vez le ha tocado al Equipo Bolivia, un ambicioso proyecto (con equipo Continental, amateur y femenino) que se ha disuelto como un azucarillo al comprobarse que no disponía con los apoyos que prometía.

Para empezar, es sospechoso que un equipo con estructura en Europa se registre fuera del Viejo Continente seguramente para evitar impuestos. Aún así contar con el aval del Gobierno de Bolivia era aval suficiente para confiar que no habría problemas económicos. Aval, o al menos apoyo económico, que nunca existió realmente. Para empezar el supuesto equipo amateur de la escuadra nunca vio la luz. Además, se entregaron bicicletas Conor WRC pero en la presentación del equipo se anunciaron que estas serían Ridley.

Por otra parte, uno de sus máximos impulsores, Juan Hortelano, estuvo envuelto en varios escándalos. El más sonado fue el que le llevó a prisión por alzamiento de bienes en el CD Logroñés. En la presentación del equipo organizada por Hortelano, en el Parador de Cuenca, se vivieron las primeras situaciones comprometidas con patrocinadores que desconocían que su marca apoyaría al equipo o la no aparición del propio Hortelano, dejando al resto sin explicaciones y sin nadie dispuesto a pagar la factura de la cena. En Bolivia, recientemente, esto se comentó sobre las dificultades del equipo:

Edgar Herrera -presidente de la Federación Boliviana-, señaló que en una primera instancia, la entidad no conocía de la conformación del plantel. El Equipo Bolivia hizo una presentación y la Federación no sabía. La inscripción de los equipos latinos es bastante barata a comparación de los equipos de Europa o de otros continentes. El equipo ciclístico ha firmado un convenio con nosotros a objeto de que puedan llevar la marca del Ministerio de Deportes, porque a  ellos les facilitaría lograr sponsors tanto a nivel nacional como internacional. Hemos manifestado que íbamos a apoyar en la medida de nuestras posibilidades.

Tito Montaño -Ministro de Deportes- reconoció que en principio la intención era apoyar al equipo de ciclismo. Sin embargo, no se pudo acceder a contar con más patrocinios.

Ellos sabían que estaba supeditado a poder obtener recursos, de ninguna manera se hizo un compromiso de dar recursos. El tema de plan de becas estaba en función de recursos y de patrocinadores que se encontraran, pero el resto de ayudas no llegaron.

Uno de sus directores e impulsores del proyecto, Lale Cubino, también habló para ese medio boliviano sobre la situación:

La situación del equipo es mala, no se están cumpliendo casi ninguno de los compromisos  que se han hecho. Por una parte, este es un equipo profesional, con sueldos y a algunos se les ha pagado el mes de enero y a otros ni siquiera eso, aparte de que un equipo ciclista necesita mucho material y mucha infraestructura que no tenemos. Tenemos dinero para ir a las carreras, pero nada más. Un tercer coche que tenemos lo he pagado yo, que no tenía que pagarlo pero como lo necesitábamos y como me prometieron que me lo devolverían, yo adelanté el dinero.

Cubino también habló sobre los ciclistas que se han negado a correr si no recibían sueldo. Algunos de ellos se han recalificado amateur mientras el corredor más destacado de la plantilla, Egoitz García, hizo pública la situación para varios medios.

Desde el principio fuimos engañados. Dijeron que todo lo pondría el gobierno boliviano y además que era bastante dinero, pero realmente no era así. Posteriormente supinos que el gobierno pagaría por la creación y los primeros pasos, y luego, el proyecto tendría que conseguir sus patrocinadores. A nosotros no nos dijeron eso. Además, dijeron que para el año siguiente crearían una estructura Profesional Continental. Todo mentira.

Egoitz admitió que Cubino mandaría una carta a la UCI explicando toda la situación aunque no entendía que en caso de admitirse la denuncia suspendieran al equipo ya que perjudicaría a algunos ciclistas que quisiesen correr bajo esas circustancias.

Respecto al equipo femenino, algunas de las ciclistas, incluyendo su ciclista mas destacada Ainara Elbusto, publicaron en redes sociales lo siguiente:

Despues de la mala experiencia con Bolivia, volvemos a ver la luz. Gracias al gran apoyo que estamos teniendo de parte de Bull Bikes, DC Road y NRC gafas. Detrás de todo esto hay grandes personas como lo son María Diaz (Bull Bikes) Juan Carlos Molina y el gran Dario Cataldo.

Fuente: EsCiclismo, Diario de Navarra, Los Tiempos, Anboto.org e investigación propia

Imagen destacada: Equipo Bolivia

Comentários no Facebook